Curiosidades de la película El Hombre Invisible

El Hombre Invisible es una película que hace doble papel. Catalogada dentro del género del terror, también se mete en un tema actual como es el maltrato a la mujer.

Combinando esta doble temática, el film nos coloca en un estado de suspenso y de justicia. Por eso, a continuación, te exponemos algunas curiosidades que hubo en el transcurso de la filmación

Curiosidades de la película El Hombre Invisible

El escritor de El Hombre Invisible plantea en su historia a un científico que se vuelve loco, pero el director lo transformo en un largometraje que toca la violencia de género. Una mujer controlada por un hombre, recibe maltratos, haciéndola perder la cordura y el contacto con la realidad.

La protagonista se topa por segunda vez con un personaje invisible, ya que años atrás hizo la voz de una niña que ha sido secuestrada por su padre el cual se hace invisible.

Hay una adaptación nueva de este personaje, pero se llama La Mujer Invisible. El protagonista masculino lo desempeñaría Johnny Deep, pero fue cambiado por Oliver Jackson-Cohen. El aspecto que tiene el hombre invisible no tiene que ver con monstruos ni nada que se le parezca.

Los automóviles en Australia tienen el volante hacia la derecha, por lo tanto, tuvieron que hacer volantes falsos para colocarlos en el lado izquierdo cuando se mostraban los autos de fondo y primer plano

La producción fue hecha en Sídney, Australia, el director nacido en ese país, dio su consentimiento para los que trabajarán en la película y el equipo colaborador fueran compatriotas. La casa en la película donde vive Adrián ganó el premio de Casa Australiana del año.

Esta película pertenece a las clásicas de terror de Universal Pictures como El hombre lobo, El monstruo de la laguna negra. El director Leigh Whannell tuvo una reunión para discutir otros proyectos y termino dirigiendo El Hombre Invisible.

Como fueron hechas los ambientes de la película

En El Hombre Invisible para hacer el diseño del hospital psiquiátrico, convirtieron una antigua fábrica de cosméticos en un pabellón, al igual que los muebles a prueba de suicidio, cerraduras y una cabina de ducha.

La parte interna de la casa, fue hecha con 4 locaciones. El diseño mostraba que la casa quedaba en las afueras de la ciudad junto al mar. El laboratorio se creó en otra casa, específicamente en el garaje. El vestidor y el baño lo hicieron en la sala de estar, en un suburbio de playa, situado también en Sidney

De esta forma y para finalizar, El Hombre Invisible más que de terror es de suspenso, mostrando lo desesperado que puede ser la persecución y acoso de alguien que nadie ve.  Así que te invitamos a que hagas consumo de cine y nos cuentes si verías este film en él.